Manchas de la cara

Ingredientes:
El zumo de un limón
Dos cucharadas de leche
Un tallo de aloe

Preparación:
Comienza mezclando el zumo de limón con la leche y aplica el resultante sobre la zona de las manchas, dejando que se seque. Esto, por un lado, aportará los nutrientes de la leche y, por el otro, el efecto astringente y limpiador del limón.
Acto seguido, toma la pulpa del aloe vera , frótala sobre la misma zona y cubre con una gasa. Lo ideal es ir a dormir y dejar actuar durante toda la noche. Al día siguiente sólo restará quitar la gasa y aplicar alguna mascarilla hidratante. Repetir dos o tres veces a la semana.

Los comentarios están cerrados.